Congreso de Adolescentes Todos invitados

Padre Mario Manríquez.- No cabe duda que una de las grandes interrogantes acerca de los tristes acontecimientos en la ciudad de El Paso, Texas, el pasado 3 de agosto, es acerca de la condición humana: ¿Cómo llegamos hasta aquí? Y es muy importante plantearlo en estos términos sabiendo que los hechos al día de hoy son consecuencia de palabras, silencios, hechos y omisiones del pasado.

No es descubrir el hilo negro decir que en la adolescencia se definen en gran parte el mundo de valores que guiarán la vida de un ser humano. Por eso es muy importante el próximo Congreso de Adolescentes que se realizará en nuestra diócesis en el gimnasio del Instituto México.

El esfuerzo ha sido grande, desde la preparación de las instalaciones y el material para el congreso, así como el ponente principal, el padre Juan Cerrato, que viene desde España solo para estar con nosotros en el Congreso.

Este es su testimonio sobre Life Teen, el programa de adolescentes que sirve de base y da estructura a nuestro Congreso de Adolescentes: “Quedé prendado de este método de Evangelización, tanto fue así que al regresar a mi parroquia los jóvenes me llamaban “Friki” porque había prendido en mi interior una llama nueva, una pasión por evangelizar a los adolescentes.

Con esta llama iniciamos el curso proponiendo a los adolescentes este método. Empezamos con EDGE (rama de Life Teen para los 11 a 13 años) y ha sido un regalo el comprobar cómo estos adolescentes y jóvenes venían cada viernes con ilusión a la parroquia, se reservaban incluso el día evitando poner cumpleaños y otras actividades, y hemos comprobado cómo los propios adolescentes invitaban a sus amigos a Life Teen.

Los temas que se verán en el Congreso son de mucho interés para el adolescente, por ejemplo, uno de ellos, el de la familia, cobra particular relevancia en nuestro tiempo ya que es la institución más cercana a la experiencia cotidiana de vida de cada adolescente y es a la vez la única esperanza en la que finca su futuro para darle un sentido a la vida.

La pregunta sobre la familia marcará necesariamente a los adolescentes para toda la vida, de hecho el amor de la familia es insustituible y los adolescentes son los primeros testigos de esta verdad, muestra de ello es que el sentimiento más profundo de soledad lo experimentan los adolescentes.

Hoy por hoy, desde la familia, cuando los padres trabajan todo el día, cuando el lenguaje de los adolescentes constituyen una verdadera brecha generacional, cuando la separación de los padres se ha vuelto una forma de vida, el adolescente experimenta la soledad y es ahí cuando el adolescente busca grupos de amigos que le den soporte a su condición emocional de soledad volviendo al adolescente más vulnerable, porque no es la falta de dinero la que hace vulnerable al adolescente, es la falta de amor y atención la que lo empuja a buscar amigos que lo acompañen y lo acepten como es.

Y lo peligroso es que estos grupos de amigos pueden no ser verdaderos amigos, sino grupos de escape de su situación emocional. Y es aquí donde aparece el riesgo de las drogas, de las pandillas, de las sectas. La necesidad de pertenencia lleva al adolescente a no medir las consecuencias de las conductas de aquellos con los que se junta.

Es por eso que uno de los temas que darán sentido al congreso es la relación personal con Jesús de Nazaret; dejar de hablar y pensar en un Dios ideal para encontrar, pactar, caminar y dialogar con #Jesús verdadero Dios y Verdadero hombre presente en nuestras vidas.”

Felicidades al padre Balderas por el esfuerzo del Primer Congreso Adolescente Life Teen de Ciudad Juárez que será este sábado 17 de agosto de 8:00 am a 6:00 pm y el domingo 18 de agosto, de 8:00 am a 3:00 pm en el Instituto México, teniendo una cooperación de 30 pesos.

Y como regalo a las primeras 20 adolescentes que vengan hoy a las instalaciones de Periódico Juárez Hoy, les regalaremos un boleto para asistir sin costo al Congreso

¡Dios bendijo a Ciudad Juárez!